Marcar límites…

Y es que muchas veces creemos que lo que somos lo transmitimos sin generar confusión. Y no. Cada uno reacciona de manera diferente frente a un mismo hecho o situación. Nos pasa con un libro, con una película, con una entrevista, con una situación… cada uno interpreta de manera diferente. Por eso es tan importante Marcar límites…

No te equivoques, porque sea sensible no quiere decir que sea ñoña. Porque sea sentimental no significa que sea romántica. Que sea tierna no significa que no sea fuerte.

Que sea cariñosa es independiente de que necesite a alguien a mi lado. El hecho de que sea amable no tiene nada que ver con que esté coqueteando. Que me guste ser complaciente no significa que no sepa decir NO.

Me gusta ser transparente. Además, no sé no serlo 😀

Rápidamente pongo mis cartas sobre la mesa… esto es lo que soy, esto es lo que hay. No hay doblez ni intereses ocultos que hagan recelar de mí. Soy honesta y voy de frente. Y me congratulo de ello.

Porque escriba sobre sentimientos y manera de querernos más cada día no significa que quiera sentirme bien haciendo de menos a nadie. Y mucho menos a los hombres. No soy de ese tipo de mal llamadas feministas. No. Lo que quiero para mí lo quiero para todo el mundo. Hombre y mujer.

Me gusta escribir. Me gusta mirar hacia adentro de mí y de las personas. Pero porque sea espiritual no significa que sea religiosa. Porque sea social no significa que no me guste mi soledad. Sé estar sola. Me gusta estar sola. Y necesito mis momentos de estar sola.

Que sea generosa no significa que me olvide de mí. Yo también cuento. Que sea detallista no tiene nada que ver con que tus prioridades estén antes que las mías. Que me importes no significa que no sepa alejarme.

No te equivoques. No escribo desde el resentimiento ni la amargura. Que sea flexible no significa que no sea rotunda. Expreso desde la paz. Desde la fuerza. Me gusta mi vida. Soy feliz, y trabajo para que así sea.

Y desde la determinación de cuidarme, conservo mi serenidad. Y que sea rotunda no significa que no reconozca en cuánto tengo que seguir creciendo todavía. La vida es un largo camino e intento disfrutar cada etapa. Cada banco del camino. Cada sombra de los árboles.

Marcar límites…

#PorqueAhoraEsMiMomento

Así soy, feliz. Y detrás de esa felicidad, estoy yo cuidándome para que siga siendo así.

Nos vemos en la próxima publicación,

El alma de Ruth.

Y recuerda, tú también cuentas…

Y si quieres más… la importancia de cómo son los amigos…

https://www.mayoclinic.org/es-es/healthy-lifestyle/adult-health/in-depth/friendships/art-20044860

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *