Moringa o el árbol milagroso

Si existe una planta a la que se le pueda adjudicar el título de Árbol de la Vida, sin duda, es esta. Moringa o el árbol milagroso.

Además de ser un árbol precioso, en cualquiera de sus variedades y ser fuerte para sobrevivir en situaciones muy adversas, aporta tantos beneficios que deberíamos incluirla en nuestro día a día en cualquiera de sus formas (polvo, capsulas o hierbas).

¿Cómo nos ayuda?

Es un excelente analgésico y antiinflamatorio, ayuda con las afecciónes respiratorias como el asma, protege las mucosas, favorece la circulación sanguínea, con lo que conlleva una mejora de las temidas hemorroides y regula la presión arterial.

Ayuda a eliminar de nuestro organismo metales como el mercurio o el arsénico.

Es en las hojas dónde se concentran la mayor cantidad de propiedades y antioxidantes.

  • Máxima Micronutrición – Adiós Anemia: contiene todos los aminoácidos esenciales, lo que lo convierte en un complemento especialmente interesante para los deportistas. Aporta una alta proporción de hierro tan necesario para combatir la anemia. Y calcio, 4 veces más que la leche de vaca, lo que la hace muy recomendable para mujeres con menopausia contribuyendo al buen desarroyo de los huesos.
  • Piel: posee más de 40 sustancias antioxidantes, lo que la convierte en una gran aliada de nuestra piel y organismo. Combatiendo la oxidación y retardando el envejecimiento.
  • Sistema Digestivo: además de prevenir posibles úlceras en el estómago, ayuda a combatir el extreñimiento. Si estás perdiendo peso, te proporciona sensación de saciedad.

¿Cuándo consultar con el médico?

No se le conocen contraindicaciones. Las que detallamos a continuación es por prudencia. Más vale tener precaución que lamentar.

Para mi tranquilidad y para todos los que decidan consumir un producto natural, siempre recomiendo que, ante la más mínima duda de incompatibilidad del producto en sí con nuestras características personales, bien por embarazo, por alguna patología previa, o un tratamiento farmacológico, se consulte con nuestro médico el consumo de cualquier complemento alimenticio. Por bueno que sea a priori.

Dada la falta de información en algunos casos, mujeres embarazadas y pacientes de tiroides son personas que en particular deben hacer la consulta. Y siempre que notemos cualquier anomalía.

Moringa o el árbol milagroso

Todavía no se ha descubierto qué cantidad consumir adecuada para cada patología. Lo que hace más necesario siempre el consumo moderado. No por consumir más cantidad vamos a obtener mejores o mayores resultados. No, no nos confundamos.

Y por último, a la hora de comprarlo y consumirlo, asegurarnos que su producción sea ecológica. Evite comer la raíz o sus extractos porque de estas partes del árbol no se tiene tanta información como de las hojas. Aunque es un producto natural estas partes pueden contener toxinas.

Lo más seguro y lo más fácil de conseguir son las hojas desecadas y el extracto de las hojas, que se pueden añadir a ensaladas, sopas, infusiones y batidos.

Con todas las precauciones necesarias, pero me cuido, porque me sienta bien, lo disfruto y me empodera.

Buscando mi mejor versión.

#PorqueAhoraEsMiMomento

Nos vemos en la próxima publicación,

El alma de Ruth.

Y recuerda, el primer mandamiendo para aprender a quererte, es cuidarte:

Y si quieres saber más,

https://www.webconsultas.com/belleza-y-bienestar/plantas-medicinales/propiedades-y-beneficios-de-la-moringa-para-la-salud

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *