Y si te deja…

Y si te deja… como dice la canción… no lo pienses más… búscate otro más bueno, vuélvete a enamorar.

Creo que se me nota la edad recordando la letra de esta canción. 😀 Una canción que habré cantado, por lo menos el estribillo, decenas de veces, y nunca presté atención a lo que realmente estaba diciendo, o el mensaje que hay detrás de ese estribillo tan pegadizo.

Y así, de esta manera tan musical, nos está diciendo que vivamos el presente, que las relaciones no son eternas, o por lo menos no siempre, que no nos aferremos a nadie porque puede que un día… nos deje.

Vivamos intensamente el presente y si se acaba lo que ahora estamos viviendo, sigamos adelante. Ese «no lo pienses más» se aplica tanto a la situación como a la persona. Nadie merece que andemos llorando por los rincones cuándo él ya ha decidido dejarnos atrás.

¿Cómo sacar fuerza para hacer esto? Estando muy empoderadas. El mundo está lleno de personas y solo tenemos una vida. Si esta relación no funciona. «A otra cosa, mariposa»

Esto es así, ni nos gusta todo el mundo, ni encajamos con cualquiera, en ambas direcciones. Aceptemos que muchas veces no depende de nosotras.

Estemos receptivas, (si queremos, claro), con una actitud abierta, dejando fluir y estando bien con nosotras mismas. Sin prisas. Sin necesidad. Y lo que tenga que ser, será. No por agobiarnos más, o tener más prisas porque las cosas sucedan, van a ocurrir antes.

Y si te deja…

Pues si te deja… Tengamos vida propia. Con las únicas expectativas que dependan de nosotras. Llenémonos de vida. Nosotras solas. Independientes.

Vivamos plenamente, satisfechas con nuestra vida, serenas, convencidas de que nada merece que nosotras perdamos nuestra paz interior. Si alquien no quiere permanecer a nuestro lado, no tenemos nada que hacer. Y no tiene la culpa nadie. Nosotras también rechazamos a chicos que nos gustan. Cupido tiene muy mala puntería. 😀

#PorqueAhoraEsMiMomento

chica andando sobre la nieve, invierno cerrado
Aprenderemos a andar sobre la nieve… porque después del invierno, llega la primavera.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *